miércoles, 4 de noviembre de 2009

CONSULTAR CON EL OFTALMOLOGO

PRENSA MIA se pone de tu lado y te ayuda a que puedas saber que le pasa a tu chiquito en la escuela o simplemente en la calle. Pues miralo que gesto hace cuando lee el cartel del cine o de la propaganda grafica en un quisco.
Estas son agunas herramientas que te permitan saber cuando un familiar, o un amigo no esta viendo bien y necesita asistir al oftalmólogo.
Hay algunos síntomas o signos que nos pueden indicar que existen problemas en la visión y con ello problemas de aprendizaje y autoestima.
Entre los que hay que tener en cuenta se encuentran:
*Si se frota los ojos frecuentemente.
*Se queja de dolor ocular o de que ve mal
*Se acerca al pizarrón o al televisor.
*Se aproxima demasiado al leer de cerca.
*Frunce el ceño o entrecierra los párpados con frecuencia.
*Se pone bizco: desviación de alguno de los ojos.
*Tuerce o inclina la cabeza para ver.
*Tiene mirada vaga.
*Tiene infecciones oculares con frecuencia que se manifiestan por la presencia de lagañas.
*Tiene demasiada sensibilidad a la luz.
*Cierra un ojo cuando quiere ver mejor.
*Confunde las letras. Al leer le cuesta encontrar el reglón siguiente o tiene que marcar la línea con un dedo.
*Confusión en objetos o colores.
*La forma de los ojos: entrecerrados o con párpados muy caídos.
*Ojos saltones, fuera de la órbita de los huesos que los protegen.
*Presencia de “cortinillas” blancas en alguno o los dos ojos.
*Infecciones frecuentes: lagrimeo constante o sensación de resequedad en los ojos.
*Irritaciones frecuentes.
*Dolores fuertes de cabeza con mayor presión en las sienes.
*Padecer diabetes o hipertensión.

PASOS PARA QUE EL NIÑO SE SIENTA MEJOR CON LA NECESIDAD DE USAR ANTEOJOS.
Si a tu hijo el oftalmologo le receta usar anteojos, segui las siguientes recomendaciones:
*Acepte como padre que su hijo utilizará anteojos.
*Confíe en que su hijo también se entusiasmará con la idea de usarlos.
*Si en la familia o amigos hay niños o mayores que los usan será una fuerte herramienta para incentivar al niño, así como para marcar un estilo personal.
*Invoque personajes famosos de obras de ficción infantiles que utilicen lentes. (Ej. Harry Potter).
*Enséñele a su hijo a conservar el sentido del humor y dominar las situaciones en la escuela.

DIEGO LIZARDO

No hay comentarios:

Publicar un comentario